El relato-ficción de Sánchez

El Rey propuso ayer a Pedro Sánchez como candidato a la investidura por el Congreso de los Diputados . El aspirante compareció ante los medios en una rueda de prensa con preguntas limitadas y conviene analizar lo que dijo porque sus palabras tratan de construir un relato de los hechos que son pura ficción.

  • Lo que expresaron los españoles en las urnas no “mandata” la investidura como pretende trasladar Sánchez. Lo cierto es que el 10N los españoles votaron a diferentes partidos y ninguno obtuvo por sí mismo la mayoría necesaria para asegurar la investidura de su candidato. Los ciudadanos ni fueron claros votando ni quieren que gobierne el PSOE, de hecho los socialistas perdieron votos respecto a las anteriores elecciones.
  •  Por tanto, una vez que el Rey propone a un candidato éste debe buscar una mayoría parlamentaria teniendo en cuenta el voto de los españoles que sí le permita ser presidente. Podría ser Sánchez o cualquier otro español, ni siquiera es necesario que sea diputado electo. Pero hay que llegar a acuerdos y asumir los hechos.
  • El acuerdo de coalición entre PSOE y Podemos es insuficiente para formar gobierno. Esta mayoría entre socialistas y neocomunistas no alcanza ni una mayoría absoluta ni una mayoría suficiente en la Cámara por lo que necesita otros apoyos.
  • De hecho no solo es mentira que sea el único posible sino que es, tal y como se encuentran ahora las posturas del resto de partidos políticos, un gobierno imposible que suscita más votos en contra que a favor.
  • Sí hay una mayoría alternativa en la Cámara que garantizaría una investidura y un gobierno estable: un acuerdo entre PSOE y PP. La única opción que Sánchez no ha querido explorar ni se plantea porque sabe que su persona no es necesaria en ese acuerdo. El candidato podría ser cualquier otro.
  • La solución creativa de Sánchez ha sido la de echarse en brazos de ERC y convertirse en rehén político de lo que decidan los líderes independentistas condenados por sedición y malversación.
  • Para enmascarar las concesiones a los independentistas ha ideado una ronda de consultas, no prescriptiva en la Constitución, con todos los presidentes autonómicos y representantes de los ayuntamientos. De no responder a las llamadas telefónicas de Torra a querer reunirse con él y convertirse en el aladid del diálogo. Tan curioso como contradictorio.
  • Además estas reuniones son una peligrosa búsqueda de una legitimidad alternativa a la parlamentaria. Si no, se trata de una medida totalmente inane que transforman la política en un circo al que no deberían prestarse los representantes instituciones que, a diferencia de Sánchez, no están en funciones.
  • El único responsable del bloqueo político es el propio Sánchez, que encabezó una moción de censura con una mayoría de bloqueo y no de gobierno. La verdad es que Sánchez ha llevado al PSOE de fracaso en fracaso electoral sin conseguir armar nunca una mayoría factible de gobierno. Es el eterno presidente en funciones que pretende colar un relato-ficción de los hechos para justificarse a sí mismo.

 

Llevamos meses aguantando a los emisarios mediáticos del PSOE tratando de explicar el relato que más le conviene a su líder en cada momento. El problema es que su conveniencia varía a diario y ahora preparan la cama de Moncloa para que Sánchez e Iglesias duerman al calor del poder mientras el resto de españoles -al menos el 95% al que se refirió el propio Sánchez- no podemos conciliar el sueño. Es complicado convertir en sueño idílico lo que poco antes se planteó como la peor pesadilla de todo un país.

Es probable que llegue a haber acuerdo PSOE y ERC. Ambos tienen mucho que ganar, es la última posibilidad de Sánchez para ser presidente y los independentistas afrontan podrán de avanzar en sus fines condicionando un gobierno que será débil y dependiente de sus votos.

En esas estamos, a la espera de saber hasta dónde está dispuesto a ceder Sánchez para contentar a los independentistas. Nuestra única esperanza pasa porque Sánchez sea fiel a sí mismo y engañe también a los independentistas en caso de que consiga su apoyo para poder gobernar. Triste futuro nos espera cuando nuestras opciones pasan por la capacidad de engaño y traición de quien ya ha demostrado no tener palabra ni principios. Y es que si Sánchez se hubiera preoucupado y ocupado tanto de su país como de llegar al poder no me cabe duda de que España sería en pocos años una superpotencia mundial.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s